Bajo el lema “Si el amor se comparte, para todos alcanza”, la Casa del Niño Amanecer -perteneciente a la parroquia San Juan Bautista ubicada en Ricardo Rojas-, festejó los 30 años de su fundación.

Monseñor Ojea celebró la misa junto al pbro. Jaime Morea en la que estuvieron presentes los chicos, sus familias y quienes trabajan en este espacio.

La construcción de la Casa del Niño Amanecer se debió a una necesidad urgente de la comunidad de ese barrio; su comienzo estuvo marcado por la urgente necesidad y por la informalidad que posteriormente sería reemplazada por el sistema educativo formal.

Actualmente, la Casa está integrada por el jardín maternal, el jardín de infantes y el espacio que recibe a niños y niñas que cursan el nivel escolar primario.

Cada día concurren 154 niños y niñas de 1 a 5 años -algunos en jornada simple, otros completa-, allí se les brinda además de educación, alimentación y contención. También asisten 220 niños y niñas, que cursan en sus escuelas entre el 1º y el 6º grado del nivel de enseñanza primaria.

Share